Ir al contenido principal

La sencillez de la infancia

Nos pasamos casi todo el tiempo trabajando mucho, para ganar más dinero, para poder comprar más cosas, para tener más contentos a los nuestros, para así poder estar más contentos nosotros, sin darnos cuenta que se podría estar mucho mejor con algo menos.

A mi me pasa, menos mal que de vez en cuando alguna de mis hijas me hace volver al planeta tierra.

Ayer al llegar a casa, estaba cansada, dolorida y preocupada.
Tuve que hacer de mamá-sargento con mi hija mayor, porque está en una edad que de vez en cuando necesita una regañina para que vuelva a encaminarse.

Y después de cenar, al sentarme por fin en mi viejo sofá, mi pequeña se sentó a mi lado y me preguntó: -"mamá, ¿porqué llegas siempre tan tarde?"
-"pues porque tengo que trabajar"
-"¿y no puedes trabajar como yo, hasta las cinco?"
-"no princesa, si hago más horas, puedo ganar más y comprar más cositas para ti..."
-"Pero yo solo quiero un vestido de princesa"
-"Si, pero también compro comida"
-"pero yo puedo comer todos los días macarrones, que son lo que más me gusta"
-"Si pero ahora viene Papá Noel y ya sabes que los papis le tenemos que ayudar con los regalos"
-"Pues que nos ponga en su lista de niños pobres y nos los traiga solo él¡¡"

Tras un buen rato intentando explicarle el motivo de mi horario y del de su padre, me dí cuenta que todas mis explicaciones eran rebatidas con una eficacia y una simplicidad abrumantes.
Y me recordó lo sencillo que puede ser hacerlas felices.
Le he prometido que este año iré a su festival de navidad del colegio.

Gracias, princesa...

Comentarios

Entradas populares de este blog

Moda playa #curvasplayeras

Hola mundo¡¡¡ Siguiendo con el movimiento de #curvaspatrias y siendo una de las #mujeresrealestodas hoy me voy a atrever a mostrarme con un toque divertido en bañador. Aquellos que me conocen, ya saben que soy muy tímida, pero también saben que supero mi timidez para esos momentos importantes, y reconozco que últimamente me resulta mucho más fácil encontrar esos momentos... (estoy en una edad muy mala ;) ) Y esta entrada en concreto se la quiero dedicar a mi gente que me anima y me ve guapa, (la mayoría de veces me ven mucho mejor de lo que me veo yo) y a aquell@s que se sorprenden de que me atreva con estas fotos. Besos mundo¡¡ El momento morros más divertido jajajaja Y para aquell@s que quieren ver más modelos, opciones y opiniones os dejo unos enlaces de más blogs participantes en esta semana... www.curvasg.com   http://www.youtube.com/user/SrtaInvertida    www.esunmonmagic.blogspot.com   www.gabinetepsicontigo.es/cosesycosetes  

Reflexión #mujeresrealestodas

Hola mundo¡¡¡ Durante esta semana, gracias a mi participación en la semana de #mujeresREALEStodas , mi blog ha dejado de ser mi santuario de mis pensamientos en alto, para convertirse en un "egoblog". Hoy toca reflexión sobre esta semana, y aquí va mi opinión: Por qué he participado: Principalmente porque me pareció una idea genial desde el primer momento. Porque me fastidia que se suponga la belleza según la talla que se utilice. Porque me gusta divertirme, ponerme guapa, sentirme guapa y sexi con la talla que tengo. Porque sé lo que es que te discriminen por muchos motivos, y en especial por ser gorda. Porque tengo unas estupendas amigas delgadas y bellísimas que disfrutan de mi compañía como yo de la suya. Porque tengo 3 hermosas y saludables hijas, a las que ya machacan por nos ser suficientemente delgadas o porque yo soy gorda. Y francamente, lo que la gente pueda pensar de mí, por estar gorda me importa un pimiento , pero si con esto consi

#OrigiReto2018 febrero. El hombre del maletín.

Hola¡¡  Este es mi historia del #OrigiReto2018 en el que participo. Si quieres saber de lo que hablo, lo encuentras aquí: #OrigiReto2018   Esta vez he elegido:  Crea un relato que suceda en una carretera durante la noche. Espero que te guste...  Leyre no era una novata como otras. Se había criado en un camión, en brazos de su madre, y acompañando siempre que podía a su padre. Conocía las carreteras como pocos, y encontraba el placer de la soledad del conductor en cada uno de los kilómetros recorridos. Curiosamente su padre se había disgustado mucho, cuando le comentó que se estaba sacando el carnet de tráiler. No lo esperaba de él, que siempre le había apoyado en todas sus aventuras. Y en cambio, su madre, que por motivos de salud tuvo que dejar de acompañar a su padre, le insistió en hacer de algo que le encantaba, su profesión. — No tienes ni idea de la cantidad de peligros que puedes encontrarte en la carretera. En especial, siendo mujer. — había sentenciado su pa